Un grupo de románticos en la pradera - CAAC (06/08/2021)


El pasado viernes 6 de agosto pudimos asistir a una de las grandes citas dentro del ciclo de conciertos que organiza la Sala X con el nombre de Pop CAAC, allí nos encontramos con Quentin GasNovedades Carminha.

Los gallegos se encuentran en estado de gracia tras la publicación de su último álbum en 2019, que les situó en una buena posición dentro del panorama nacional. De hecho, podemos escuchar el riff de Te Quiero Igual en anuncios de BeMad, así como han sido partícipes en la BSO de Fariña con Que Mal Vai Ter?, una de las series españolas que más han dado que hablar estos últimos años. Sobra decir que la pandemia también les ha afectado, teniendo que cancelar más de 40 conciertos. Es por ello por lo que el verano pasado sacaron Otro Nivel, una canción que homenajeaba a todos sus fans. Fue definido por ellos mismos como “un regalo de Navidad en verano”, porque si algo caracteriza estos últimos años del grupo es que cada verano han sacado un tema del verano. El de este año es Típica Cara, un temazo que es un adelanto de su próximo disco. Abanderados con esta canción, han vuelto a tocar este verano en varios conciertos, teniendo también planeados otros tantos para lo que queda de año y del que viene.



El concierto empezó con la actuación de Quentin Gas. El artista presentó algunas de sus nuevas canciones, muy influidas por Sen Senra y Frank Ocean, como menciona en Hype. Estas no tuvieron mucha acogida por parte del público, aunque no así los temas pertenecientes a su época de Quentin Gas y Los Zíngaros, algo más conocidos. Intentó crear espectáculo tirándose al suelo del escenario y moviéndose entre el público, pero no terminó de convencer.

La entrada al escenario de Novedades Carminha fue por todo lo alto mientras se escuchaba Vas a Alucinar, uno de los primeros raps en español. La elección no es nada casual, ya que se puede ver la influencia de este género en el grupo por el fraseo de las canciones, a destacar en su último disco (2019, Ultraligero - ER057CD), en el que también colaboraron tanto Erik Urano como Dellafuente.



Mientras sonaba esta canción, Carlangas empezó a derrochar carisma, y es que las intervenciones que hace entre canciones animan mucho el concierto. En este caso, dijo “Viva el arte contemporáneo, me cago en Dios”, tras lo cual se empezó a escuchar el bajo ponzoñoso de Volverte a Ver, marca de la casa. Prosiguieron intercalando canciones de Ultraligero con las de Que Dios Reparta Fuerte (2016 - ER 044), disco con el que, en su momento, viraron de un sonido punk hacia un pop-rock mucho más comercial, con influencias de ritmos latinos, pero no por ello de menos calidad.

Tras cantar Típica Cara, aprovecharon para rendir homenaje a Andalucía, dedicándole La Mejor de Europa: “Sois cuna de una gran inspiración para nosotros por grupos como Pata Negra y Kiko Veneno. Nos inspiramos ahora con Derby Motoreta’s, Pony Bravo y Vera Fauna. Sois los mejores de Europa”. También introdujeron tres temas de Juventud Infinita (2014, ER-034 CD), a destacar Antigua Pero Moderna, himno de la banda que tuvo a todo el público coreándola. Presentaron Chispas Relax con “Vamos a tocar una para los enamorados. Somos un grupo de románticos”, y que no quepa duda, porque cuando se lo proponen, crean canciones de lo más cariñosas.



Durante Lento, Carlangas (guitarra principal y cantante) presentó a la banda (a la batería Xavi Pereiro, al bajo Jarri, a la guitarra y teclas Anxo), se fueron al backstage, pero regresaron para tocar unas últimas tres canciones: “Nos vamos a quedar aquí hasta que queráis, porque nos lo estamos pasando de puta madre”. Al final de Dame Veneno, la última del concierto, la enlazaron con el principio de Black Dog, mítica canción de Led Zeppelin, como muestra de la versatilidad de influencias y estilos que posee la banda.

Aunque fue apenas una hora y cuarto de concierto, y tocaron la mayor parte de su variado repertorio, a algunos se nos hizo corto. Quizás puedan ampliarlo mucho más con el próximo disco en el que se encuentran trabajando.



Escrito por Íñigo Batres. 
Fotografías por María García y Jara Gallego.